Noticias Recientes & Destacados

Con amigos así ¿quien necesita buscarse enemigos?

Comparto dos noticias que fueron publicadas en muchos medios en los últimos días pero que pasaron prácticamente desapercibidas, aunque después de leerlas me pregunto:

  • ¿No era que uno de nuestros principios constitucionales era que las provincias le transferían a la Nación el ejercicio de las relaciones exteriores?
  • ¿Cuanto tiempo va a pasar antes de que las élites cuasi feudales de nuestras provincias/emiratos petroleros, mineros o de otros recursos naturales se den cuenta que negociar con las trasnacionales extranjeras les conviene más que hacerlo con Buenos Aires?
  • ¿Qué van a hacer cuando eso suceda y el gobierno nacional les pida mayores contribuciones?
  • ¿Quien va a regular que las prácticas de estas empresas no sean depredatorias y perjudiciales para los intereses de nuestros pueblos una vez que terminen de hacerles probar mieles que luego les van a quitar?
  • ¿Quien les va a poner un coto a los ejércitos privados de contratistas de seguridad y militares que traen estas empresas multinacionales para evitar someterse a los controles locales?
  • ¿Qué fuerza militar va a tener nuestra Nación para disuadirlas de un eventual afán secesionista?

Para explicar porque pregunto esto hay que tener presente que la OPIC (Overseas Private Investment Corporation) es una institución del gobierno estadounidense que responde a las estrategias de su política exterior, y por ende las inversiones que promueva para nuestro país o alguna de sus provincias deberían ser antes aprobadas por nuestro Congreso, o en su caso por el gobierno nacional, dado que tanto las relaciones internacionales como las inversiones presupuestarias que involucren a cuestiones estratégicas propias de la Nación han sido atribuciones delegadas por las provincias a la Nación por la Constitución Nacional y varios de sus pactos preexistentes.

También hay que tener presente que nuestras provincias cuentan con recursos naturales que bien pueden interesar a las potencias extranjeras, y de hecho su fuerte presencia de sus multinacionales demuestra que les interesan: petroleo, gas, oro, plata cobre, uranio y otros minerales -por ejemplo tenemos la segunda reserva de litio a nivel mundial después de Bolivia, país que ya ha nacionalizado sus yacimientos-, pesca, maderas exóticas, agua, aire puro y biodiversidad. Además de recursos humanos abundantes y bien calificados que apenas pueden ejercer lo que costosamente para el erario público han aprendido y por ello aceptan sueldos bajos y condiciones de trabajo precarias, junto a sindicalistas y políticos capaces de vender a su madre por chirolas, como los que menciona la nota de la embajada estadounidense.

También empresarios dispuestos a trabajar gustosamente para esas multinacionales, tales como Galuccio, ya sea dentro o fuera de la gestión pública: ahora se puede ver y entender claramente porque hizo con YPF y Vaca Muerta las cosas que le criticamos en su momento cuando era el Presidente de YPF (Galuccio, Cobos, Milani, Scioli, Massa, Bossio …. que mala puntería tiene CFK para elegir colaboradores ¿pasará lo mismo con Alberto Fernández?).

Evidentemente, desde una visión argentina estas deberían ser nuestras Nuevas Amenazas a la Seguridad, y no las que a nuestros militares y FFSS los ministerios de Defensa y de Seguridad les hacen leer en los manuales que los asesores extranjeros traen para formarlos, o cuando van a formarse a los EEUU, las que están formuladas desde el punto de vista del imperio.

Las notas son estas:

El embajador Prado visitó Neuquén y Río Negro tras anuncio de inversiones de OPIC para Vaca Muerta

Fuente: https://ar.usembassy.gov/es/el-embajador-prado-visito-neuquen-y-rio-negro-tras-el-anuncio-de-inversiones-de-opic-para-vaca-muerta/

embajador y gobernador Vaca Muerta

1 de octubre de 2019

El embajador Edward C. Prado visitó comunidades en las provincias de Neuquén y Río Negro, luego de que la agencia estadounidense de inversiones OPIC aprobara créditos por 450 millones de dólares para inversiones en el yacimiento Vaca Muerta.

El Embajador destacó que los destinatarios de dichos préstamos, Vista Oil y Aleph Midstream, podrán “generar más empleo y oportunidades para los trabajadores y comunidades de Vaca Muerta”. Y agregó: “Estos fondos también muestran nuestro compromiso a largo plazo con el potencial de Argentina y un mayor fortalecimiento de la relación bilateral”.

La visita del Embajador incluyó reuniones con trabajadores y directivos de los proyectos beneficiados, y también con los gobernadores Omar Gutiérrez (Neuquén) y Alberto Weretilnek (Río Negro).

El embajador Prado sobrevoló las operaciones de Vista Oil en Baja del Palo Oeste, en el corazón de Vaca Muerta, y el yacimiento Entre Lomas, en Río Negro, para tener una visión de primera mano del desarrollo productivo. La comitiva visitó también la localidad rionegrina de Catriel, en donde Vista Oil anunció donaciones para los vecinos del municipio.

“Es un día trascendental para Vaca Muerta y la industria, en el que recibimos, por primera vez, la visita del embajador Prado, que simboliza la confianza y el apoyo de la comunidad internacional para el crecimiento energético, económico y social de la Argentina”, afirmó Miguel Galuccio, Presidente y CEO de Vista. “Pero también es trascendental porque el préstamo que otorgó OPIC no solo impactará positivamente en Vista y Aleph, sino que potenciará al sector energético, y contribuirá con la generación de empleo local y más demanda de servicios y bienes locales”, enfatizó.

La otra es:

Nace Aleph, la primera compañía de midstream enfocada en el shale de Vaca Muerta

Se suma al portfolio de compañías de Riverstone

Fuente: https://www.baenegocios.com/negocios/Nace-Aleph-la-primera-compania-de-midstream-enfocada-en-el-shale-de-Vaca-Muerta-20190628-0008.html

vaca_muerta_torre

Tras un acuerdo de inversión entre la petrolera Vista Oil & Gas, y los fondos de inversión Riverstone Holdings LLC y Southern Cross Group, se anunció la creación de Aleph Midstream S.A., la primera empresa del país dedicada exclusivamente al midstream con foco en Vaca Muerta, con el objetivo de brindar servicios a todas las compañías con desarrollos en la cuenca neuquina.

Vista es la petrolera creada en 2017 por su presidente y CEO, Miguel Galuccio, que hoy ejecuta un ambicioso proyecto de desarrollo de shale oil en Vaca Muerta, mientras que Riverstone y Southern Cross Group son firmas de private equity con un exitoso historial en la creación de empresas independientes.

“Me llena de orgullo seguir contribuyendo al desarrollo de Vaca Muerta en esta nueva etapa que se abre en la Cuenca Neuquina. Así como en 2012 dimos los primeros pasos con los acuerdos de Chevron, Petronas y Dow, y en 2018 desembarcamos con Vista, trayendo la primera compañía pública independiente que ya invirtió más de 1000 millones de dólares en el país; hoy apostamos nuevamente con la creación de Aleph, que marcará un antes y un después en el segmento del midstream”, señaló Galuccio.

Y agregó: “Lograr escala en la cuenca requiere de mejor equipamiento, tecnología e infraestructura. Y para eso, la evacuación y el tratamiento de crudo, con compañías independientes, 100% focalizadas a este segmento, son fundamentales. Las empresas especializadas de midstream jugaron un rol preponderante en el boom del no convencional en Estados Unidos, acompañando el desarrollo masivo de los shale plays”.

Aleph se suma al porfolio de compañías de midstream de Riverstone, quien invertirá junto a Southern Cross Group hasta 160 millones de dólares, a cambio de una participación conjunta de hasta 78,4%. Vista contribuirá con gran parte de sus activos de midstream ubicados en la Cuenca Neuquina, y valuados en 45 millones de dólares, a cambio de una participación del 21,6%.

Riverstone es uno de los fondos de private equity enfocados en el sector energético más grandes del mundo y referente del midstream en América del Norte, mientras que Southern Cross Group es uno de los fondos de mayor trayectoria en América Latina, pionero del negocio de private equity en Argentina.

Durante el mes de julio de este año, Aleph comenzará con la ingeniería y construcción de la infraestructura necesaria para la captación, tratamiento y evacuación de la producción shale de los clientes de la Cuenca Neuquina que pudiera atraer. Entre ellos se destaca Vista como su primer cliente material y estratégico, y ya cuenta con acuerdos preliminares con otros productores en el área.

Aleph será presidida por Juan Vaquer y un management team con amplia trayectoria en el sector, que será liderado por su CEO, Manuel Aguirre. “Es un desafío enorme presidir una compañía nueva, diferente a todo lo que se conoció hasta ahora, y que, a partir de un nuevo modelo operativo para la cuenca, pero ya probado en los Estados Unidos, saldrá a captar necesidades de todos los players importantes que estén desarrollando Vaca Muerta”, indicó Manuel Aguirre.

“El Midstream es necesario para alcanzar el desarrollo a escala. Nuestro objetivo es ser un actor clave para acelerar el crecimiento, con fuerte foco en el tratamiento de crudo. Y lo haremos con el apoyo de inversión genuina, de actores muy relevantes a nivel regional y global, con probada trayectoria en la industria”, concluyó.
Nuevos desafíos

La creación de Aleph responde al desafío de la industria de seguir potenciando a Vaca Muerta, a través de la incorporación de nuevos paradigmas de desarrollo, y de una mayor inversión en infraestructura para la captación, tratamiento y evacuación de petróleo, gas y condensado.

Se busca replicar el mismo modelo de negocio que desarrolló Estados Unidos en sus formaciones shale, en el que el traslado de los requerimientos de infraestructura a un tercero permitió generar un crecimiento acelerado de la producción, y por parte de los productores de crudo y gas, una alocación de capital a inversiones con mayores retornos.

Está inversión fue presentada a las autoridades de la provincia de Rio Negro y Neuquén. Durante el mes de Julio está previsto anunciar el cierre de la operación con autoridades de ambas provincias, cuyo aporte y entendimiento es central para la ejecución de este proyecto. La operación aún esta sujeta a ciertas aprobaciones regulatorias.

Sobre Vista Oil&Gas

Vista es una compañía latinoamericana de E&P, que cotiza en la Bolsa de Valores Mexicana, con activos convencionales y no convencionales en Argentina y México, y cuyo foco de inversión está puesto en la Cuenca Neuquina y Vaca Muerta, la formación shale de clase mundial. La compañía es liderada por Miguel Galuccio, Presidente y CEO, junto a un equipo de experimentados ejecutivos de la industria del petróleo y del gas. Vista viene desarrollando exitosamente su Plan de Desarrollo, con el que espera alcanzar una producción de 65.000 barriles equivalente de petróleo para 2022.

Sobre Riverstone Holdings

Riverstone Holdings LLC (“Riverstone”) es una de las mayores firmas de private equity global enfocadas en la energía, con aproximadamente US$ 39 mil millones de capital recaudado. Riverstone realiza inversiones de capital de compra y crecimiento en los sectores de E&P, midstream, petróleo, energía y renovables.
Riverstone Energy Limited (REL) está invirtiendo en Aleph y es una firma de inversiones de capital fijo, miembro del FTSE 250 y cuyas acciones ordinarias cotizan en la Bolsa de Valores de Londres, bajo el símbolo RSE.

Riverstone tiene una experiencia significativa en el midstream, especialmente en América del Norte, donde ha invertido en varias compañías, entre ellas Kinder Morgan, Buckeye Partners, Magellan Midstream, Lucid Energy, Meritage Midstream II y III, PVR Partners, USA Compression, que en varias ocasiones han operado una red de más de 160,000 km de sistemas de tuberías, 275 millones de barriles de capacidad de almacenamiento, aproximadamente 370 terminales, y han brindado servicio a más de 2.3 millones de acres bajo acuerdos de dedicación de recolección, procesamiento y evacuación de acres.

Sobre Southern Cross

Southern Cross es una firma de private equity fundada en 1998 con el objetivo de realizar inversiones de alto valor en compañías Latinoamericanas, que tienen un potencial significativo para mejorar su desempeño y crecimiento.

El equipo de Southern Cross está compuesto por 30 profesionales, entre ellos un equipo senior con casi 200 años de experiencia en operaciones, consultoría, fusiones y adquisiciones, mercados de capitales, reestructuración y private equity en la región. Es uno de los pioneros del private equity en Argentina.

Southern Cross está invirtiendo su quinto fondo, que cuenta con 700 millones de dólares en compromisos. Desde sus comienzos, Southern Cross ha invertido en compañías latinoamericanas que abarcan un amplio número de industrias, incluyendo Infraestructura, Servicios Públicos, Logística, Energía, Petróleo y Gas, Minoristas, Bienes de Consumo, Construcción de Viviendas, Entretenimiento, Productos Farmacéuticos, Medios de Comunicación, TI y Telecomunicaciones.

2 Comentarios en Con amigos así ¿quien necesita buscarse enemigos?

  1. Buenos días:
    Solo envío un cometario que subí hace un tiempo, con respecto al último bombardeo en Siria, haciendo un extracto que se refiere, justamente, a las notas que subís.

    Saludos

    Disculpa la demora en responder pero, últimamente, dispongo de poco tiempo como para respuestas muy elaboradas, pero allá vamos:
    1) No coincido en hacer una separación tan estricta en los tres niveles de la Administración Pública dado que, al menos en principio, tienen diferentes responsabilidades y capacidades. Me queda claro que, sin apoyo nacional, las administraciones provinciales y municipales están terriblemente limitadas, y que cualquier política eficiente necesita de la coordinación de las tres. Pero también entiendo que la base de poder es ascendente, que va de menor a mayor. La administración actual ya nos demostró cuan desaprensiva puede ser con algunos temas, como ser la Asistencia Social o la Soberanía pero, al menos en el primer caso, municipios y provincias han podido suplir, con relativa eficacia, la ausencia de la administración nacional. Y no veo motivos para que estos no puedan tomar acciones de reafirmación de la Soberanía. Obras de infraestructura y caminos, electricidad, agua potable o comunicaciones en zonas poco desarrolladas y de frontera son hechos fácticos tan contundentes como la presencia de un regimiento. Y si no se cuenta con esos recursos, la instalación de puestos sanitarios, destacamentos policiales, escuelas o simples campañas de vacunación o sanitarias son actos concretos de presencia.
    2) Coincido que la asistencia social, por si misma, no garantiza la estabilidad de una nación. Siria, antes del 2011, fue el primer país musulmán en erradicar el analfabetismo. Pero no nos olvidemos que los países árabes, incluidos Libia y Siria, se desestabilizaron durante la primavera árabe que, entre otras causas, se originó por el abrupto aumento de los precios en los alimentos, lo cual generó un fuerte descontento en la población. Y, para el caso de Siria, hay que sumarle que debieron absorber a casi 1 millón de desplazados desde Irak, producto de la intervención militar y su posterior guerra civil. Todo esto resintió el estado de bienestar relativo de esos países, creando un perfecto caldo de cultivo para los conflictos posteriores.
    Coincido que necesitamos de un Estado Nacional presente para todos sus ciudadanos, independientemente de que hayan votado o no a la administración de turno, que tiene que haber un pueblo que no se debe guiar por el canto de las sirenas y que tienen que haber valores e intereses compartidos por toda la sociedad, sin importar las ideologías o partidos. Y que esto se traduzca en políticas de estado a largo plazo. Si no es así, como bien observas, nuestras opciones son ser una semicolonia o que nos apliquen la tan prometida libanización, de no cumplir con la simple función de proveedores de materia prima y mano de obra barata.

  2. Hola Diego, tengo presente esta respuesta en relación al tema de Siria en el hilo https://interesestrategicoargentino.wordpress.com/2018/04/03/israel-afirma-los-kfir-ya-no-estan-disponibles-para-argentina/ a partir de la noticia de la negativa a incorporar los aviones Kfir a nuestra FAA.

    Esa respuesta la diste en relación al intercambio que se dio tras un punteo que hice respecto a las opciones estratégicas que nos quedaban una vez operada la desarticulación de nuestras FFAA y Sistema de Defensa Nacional, proceso que ha proseguido sin pausa hasta la fecha. De lo largo de la discusión, me interesa destacar justamente el punteo que hice pues el mismo hoy sigue tan vigente como tu respuesta, ambas formuladas en abril de 2018. El mismo es:

    “Por lo expuesto” [en la discusión previa por el tema del Kfir] “las opciones disponibles para nosotros son:

    a) resignar el poderío de nuestras FFAA, y en unos años comenzar a sufrir embates separatistas en ciertas regiones de nuestro actual territorio con intereses económicos extranjeros muy fuertes, Por cuestiones de contener materias primas estratégicas, la Patagonia y las provincias andinas encabezan el ranking, seguidas por las de la cuenca superior del Paraná. Casualmente, las más despobladas o menos desarrolladas.

    b) bien decidirnos a acordar con países diferentes a EEUU o sus socios de la OTAN y terminar en unos años como Venezuela, ya que como en ese caso los EEUU y el RU no se van a quedar de brazos cruzados viendo como pierden una perla de su corona,

    c) profundizar las alianzas del punto b hasta niveles que no se sabe si estos están dispuestos a sostener, y menos en un contexto de reedición de la Guerra Fría. Nadie va a arriesgar una guerra mundial por Argentina, demoslo por seguro, pero también demos por seguro que en caso de crisis o guerra mundial Argentina es un objetivo estratégico global, y por consiguiente escenario probable del conflicto.

    d) propender al desarrollo industrial nacional, el cual articulado con el de otros países con similar nivel de desarrollo, pueda acercarnos gradualmente a ese objetivo. Vía difícil, pero posible si Latinoamérica camina en sentido similar, y se estrechan lazos con países asiáticos y/o africanos de los No Alineados. Allí los ejes de desarrollo tendrán que ser las economías regionales, y estas ya no dependiendo de una economía extractivista. Se deberán reforzar las comunicaciones entre nuestras regiones, así como el sentido de nacionalidad, con un federalismo atenuado, y aún más el regionalismo interno. Llegado el caso, una vía de alivio de tensiones sería recurrir a un modelo de estado en el cual las diversas expresiones comunitarias -o hasta nacionales- se identifiquen bajo una misma estructura orgánica para todo el territorio.

    e) arriar nuestra bandera, declararnos un protectorado o Estado Libre Asociado y aprendernos la letra de The Star-Spangled Banner y/o Good save the Queen para cantarlas en los nuevos actos escolares.

    Si tienen otras. escucho ofertas.”

    Las notas que aquí reproduzco tienen que ver con el punto A de estas opciones, que a mi juicio ya se encuentra en plena fase de implementación. ¿Cómo es posible esto?. Hagamos un poco de memoria:

    Corre la década de 1990, nuestro país está sumido en el espejismo neoliberal que ha invadido a América Latina y a buena parte de los países del Segundo y Tercer Mundo -es decir, ex socialistas y No Alineados- tras el Consenso de Washington, el Estado Nacional está en plena “reestructuración” (llámese desmantelamiento) acorde a los principios de ese Consenso y de la derecha vernácula por el cual “achicar el Estado es agrandar la Nación”, por lo cual muchas de las funciones brindadas por la Nación les son transferidas sin recursos a las provincias -salud, educación y puertos las más notorias-, al tiempo que otras eran desmanteladas -sistema de industria pesada, flota mercante, ferrocarriles- y otras privatizadas, la mayor parte a manos de holdings paraestatales extranjeros: líneas aéreas; aeropuertos; rutas troncales; extracción, refino y distribución de petroleo, gas y combustibles; producción y distribución de electricidad; medios de comunicación; teléfonos; correos, etc., etc. etc., o sea el desmantelamiento mismo de los resortes del Estado Nacional para que el mismo pueda sostener las pautas mínimas de un Estado desarrollado que brinde bienestar a su población, dado que el blanco principal del Consenso de Washington es el Estado de Bienestar y su objetivo último es la apropiación de los resortes estratégicos de estas naciones para sumirlas en una forma de dependencia neocolonial, que es el tener a estos estados atados a deudas impagables y bolsillos crónicamente vacíos de divisas, lo que los llevará inexorablemente a la necesidad de pedir dinero prestado para financiarse, o bien de liquidar sus recursos a precio de remate, generando nueva deuda con la extracción de las riquezas naturales.

    Algunas de estas cosas no pudieron realizarse por medios legales sin que se cambien las reglas de juego, y para que eso fuera posible era necesario reformar la Constitución Nacional, pues la que estaba vigente propiciaba un Estado central fuerte que controlara los resortes del desarrollo nacional, al tiempo que aseguraba algunos pocos de los derechos sociales recién introducidos en nuestra Carta Magna durante la luego revertida reforma de 1949. Con la excusa de ampliar estos derechos sociales y políticos se encaró la reforma constitucional de 1994, aunque el objetivo primordial de la misma era desmantelar el mencionado sistema de desarrollo estatal para que tales derechos fueran posibles de ser materializados más allá de ser simples enunciados, y un punto central en esto -en nombre de un falso federalismo- fue la transferencia a las jurisdicciones provinciales de los recursos naturales que antes de la reforma eran de dominio eminente del Estado Nacional, entre ellos el petroleo, el gas, los recursos minerales, de fuentes de agua, de flora, fauna, ictícolas, etc.

    Consecuentes con los lineamientos de los documentos Santa Fe elaborados por el gobierno de Bush padre, estos recursos económicos estratégicos eran sacados de esta órbita y pasados a la condición de simples “commodities” o bien de bienes a preservar para su explotación futura en condiciones de mercado -obviamente de un mercado manejado por capitales privados extranjeros a su favor-, y toda posible acción u organización de los estados o sociedades en los que se ubican estos recursos que pudiera poner en peligro presente o futuro tal explotación por las multinacionales pasaba a ser una “nueva amenaza a la seguridad” de los EEUU y sus aliados; es decir, una agenda más parecida a la de una potencia colonial del siglo XVIII o XIX que a la de un estado democrático del siglo XXI.

    La consecuencia inmediata de todo esta “modernización” fue el desfinanciamiento salvaje tanto del Estado Nacional como el de las provincias, que desde entonces, perdidas las fuentes principales de producción y ahorro de divisas y recursos monetarios, pasaban ahora a depender en forma crónica del endeudamiento para financiarse, pero tampoco esto significó una mejora en los derechos políticos y sociales proclamados sino más bien su degradación, dado que desde entonces el índice de pobreza, que a mediados de los años de la década 1970 rondaba el 4%, desde entonces pasó a fluctuar entre valores del 25% al 50% de la población; también el desempleo y el empleo de baja calidad se hicieron crónicos, así como los índices sanitarios y educativos -hasta entonces muy similares a los de los países más desarrollados- comenzaron a caer a niveles propios de niveles del Tercer Mundo, y así las consecuencias se han sentido en todos los aspectos de la vida nacional.

    Y aquí es donde entra a operar la segunda fase de este neocolonialismo, dado que el Estado Nacional ya no tiene el control soberano de los recursos naturales pues los mismos pertenecen a las provincias, cuyos estados están más que debilitados por la estructura que se les ha transferido -casi tirado por la cabeza- sin los recursos para financiarlas, las provincias mismas son las que se ven en la necesidad de poner estos recursos en explotación lo antes posible, y allí es donde comienzan a entrar masivamente las multinacionales petroleras y mineras para extraer estos recursos con una mínima parte de esas riquezas explotadas aportados para nuestro país o Estado provincial (regalías del 3 al 7% sobre precio del “commodity” como máximo según el caso), haciendo todo el sucesivo proceso de valoración de la cadena productiva afuera del país, replicando un sistema similar al de la antigua explotación colonial en la cual vendíamos a los ingleses la lana con la que ellos fabricaban los casimires que luego nos vendían para desequilibrar siempre nuestra balanza comercial. De la mano con estas multinacionales extractivas vienen las financieras que prestan a los gobiernos las divisas para mantener los gastos operativos del Estado, generando deudas que se repagarán con la privatización de activos estatales o concesión de explotaciones de los mismos.

    La tercera fase es la que se ve en estas notas, en las cuales ya no son exclusivamente las firmas multinacionales el mascarón de proa del proyecto neocolonial, sino que los mismos Estados Nacionales extranjeros comienzan a entablar relaciones directas con nuestras provincias debilitadas, con diversos proyectos de “colaboración”, “ayuda” y “apoyo” estatales o paraestatales que no son más que formas de injerencia y condicionamiento disfrazados, creando vínculos directos que, con el tiempo, tengan mayor fortaleza que los establecidos entre las mismas y nuestro Estado Nacional. Como se está viendo en otros casos, estos vínculos oportunamente se verán reforzados por legiones de ejércitos privados de asesores, “contratistas” militares y paramilitares de esos países que darán soporte directo a sus empresas, como hoy mismo se puede ver en muchas de ellas operando en nuestra Patagonia o en las minas cordilleranas en los Andes, creando “estados privados” en sus áreas de explotación en los que apenas pueden entrar condicionados y con permiso previo los funcionarios provinciales. Otro aspecto es el sostenimiento de las fuerzas locales, por ejemplo, es vox populi en la zona que los Escuadrones de las FFSS y de las FFPP provinciales en esta parte del país reciben la periódica y “desinteresada” colaboración de grandes empresarios como Joe Lewis o los hermanos Benneton, con lo cual complementan con los recursos de la seguridad pública la propia que tienen en forma privada, que dispone de recursos que muchos estados pequeños envidiarían, entre ellos los provinciales.

    La próxima y más probable fase de este fenómeno -que de hecho ya comienza a verse paulatinamente- es el dominio de la vida económica provincial, y con ello de la vida política local, lo cual supone la colocación y sostenimiento de gobiernos locales que respondan mejor a los intereses foráneos que a los nacionales, y en tal caso cualquier conflicto -dado naturalmente o provocado artificialmente- que involucre alguna cuestión federal puede ser el detonante de intentonas separatistas, como ya lo han propiciado algunos sectores patagónicos durante la crisis del 2000/2001 aduciendo que con los recursos generados por ellas no tenían por que mantener los desbalances presupuestarios de Jujuy, Formosa o Corrientes. En épocas de vacas flacas este factor no puede dejarse de lado, dado que ha sido la motivación para varias causas independentistas, desde la estadounidense de fines del siglo XVIII hasta la actual de Cataluña, pasando por la nuestra en la década de 1810. Solo depende de una perspectiva cultural si ese independentismo estará centrado en la construcción de una nueva identidad nacional -como lo fue en el proceso independentista americano ideado por hombres como Bolívar o San Martín-, o bien si éste responderá solo a los intereses de las clases dominantes y burguesías locales, como lo fue el desmembramiento de esa misma causa independentista motivada por el interés estratégico anglosajón primero y norteamericano después, pasando de las Provincias Unidas en Sud América a una multitud de republiquetas desarticuladas y por ello mismo dependientes desde el vamos, algunas de ellas luego organizadas en Estados Nacionales como el nuestro.

    En épocas en que las grandes potencias ponen a la orden del día la redefinición de los mapas de varias partes del mundo, haciendo aparecer o desaparecer estados nacionales según su conveniencia, y alentando para ello guerrillas de dudoso origen y financiamiento como el Estado Islámico o Al Qaeda o las más variadas causas tribales, étnicas, culturales, económicas, políticas y/o ancestrales, no cabe pensar que seamos inmunes a ello, y menos cuando en varias de nuestras provincias el poder del gobierno central es algo cada vez más ajeno y alejado, y la vida cotidiana solo depende de los poderes e intereses locales. En este contexto, un adecuado desarrollo y una mayor integración tanto cultural como política y económica son el mejor resguardo contra cualquier intentona, y contar con un Sistema de Defensa Nacional sólido, bien distribuido y equipado, y sobre todo consciente y comprometido con su función de defensa de la soberanía política, la independencia económica y la justicia social, constituye la garantía fundamental para mantener nuestra unidad sociopolítica y territorial. Un federalismo mal entendido e implementado tiende a la disgregación y el debilitamiento tanto como un centralismo que no vela por el bienestar de los pueblos de las entidades subordinadas, aquí más que una discusión sobre el sistema de organización de la estructura política que arruinó las primeras décadas de nuestra vida independiente lo que hay que lograr es materializar principios de desarrollo posibles aún en el sistema actual, y ello depende de una adecuada coordinación y planificación estatal en todos sus niveles puesta en favor de nuestros intereses y no de los foráneos.

    Saludos. Ernesto

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: